17 de octubre: "Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza."

El próximo fin de semana se movilizan en toda España, asociaciones, ONG, y diversos colectivos para llevar a cabo manifestaciones a favor de la erradicación de la pobreza, una auténtica plaga que asola a la humanidad. A continuación exponemos ocho razones de porque manifestarse:

Razón 1: La pobreza es un atentado contra los derechos humanos.
La pobreza mantiene a los empobrecidos en una situación de indefensión permanente, en la que se niegan derechos fundamentales como la alimentación, la vivienda, la salud y el trabajo.

Razón 2: La pobreza es un atentado contra la libertad.
Los empobrecidos carecen de recursos para poder revertir su situación. En la mayoría de los casos únicamente pueden esperar con resignación una muerte prematura.

Razón 3: La pobreza es un fracaso de la solidaridad.
La realidad de la pobreza debe cuestionar seriamente nuestro modo de vida, puesta en contraste con la miseria en la que viven mil millones de personas en todo el mundo. Permitir que estas enormes desigualdades se incrementen refleja una decadencia de los valores universales que debieran regir la conducta humana, tales como la solidaridad y la justicia. Esta falta de valores va ganando terreno en nuestra sociedad, primero en el sentir de la ciudadanía y, cada vez más, en nuestra legislación. Así ocurre en la última reforma de la Ley de Extranjería, cuyo texto penaliza la solidaridad hacia los inmigrantes sin documentos.

Razón 4. La pobreza es la principal causa de las migraciones.
Millones de personas desesperadas buscan una oportunidad para sobrevivir más allá de sus lugares de origen. Ante esta realidad los países ricos se esfuerzan en blindar sus fronteras, con lo que las condiciones de las migraciones y sus consecuencias se vuelven más dramáticas. Mientras las diferencias de oportunidades y de calidad de vida siga incrementándose, continuará el flujo migratorio hacia los países más ricos.

Razón 5. La pobreza no es accidental ni inevitable.
Según los informes de la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), se producen actualmente alimentos suficientes para alimentar a una población de 12.000 millones de personas, casi el doble de la población mundial. Hoy día sigue aumentando el número de hambrientos al mismo tiempo que aumenta la producción de alimentos.

Razón 6. La pobreza es un crimen contra la humanidad.
En el año 2007 se produjo un incremento del 40% en el precio de los alimentos básicos. Esta subida injustificada y aparentemente inexplicable se detuvo bruscamente al estallar la crisis financiera. Los alimentos básicos son hoy en día bienes de consumo sometidos a la especulación en los mercados internacionales, lo que produce una gran inestabilidad en los precios y en la distribución de los mismos. La compleja arquitectura financiera hace posible que cualquier pequeño inversor coloque sus ahorros en fondos de inversión que especulan con alimentos básicos.

Razón 7: La pobreza rompe las capacidades humanas.
La situación de pobreza no es natural al ser humano. En esta situación, los empobrecidos, al verse privados de sus derechos naturales y de sus medios de subsistencia, sin conocer las razones de su situación y sin una esperanza de prosperar, pierden la capacidad de luchar por su propia dignidad. Miles de personas mueren todos los días sin tener una oportunidad de escapar de su destino. Hoy en día el hambre es la principal causa de mortalidad en el mundo, seguida de enfermedades como la tuberculosis, la malaria y el sida. Todas estas enfermedades causan 80.000 muertes diarias y todas ellas están relacionadas directamente con la pobreza y la malnutrición.

Razón 8. La pobreza es resultado de la injusticia.
La prosperidad de los países ricos ha ido en aumento a la par que la pobreza en los países pobres. Continuamente aumentan las desigualdades. En un mundo donde hay recursos suficientes para alimentar a toda la humanidad, entendemos que el reparto de estos recursos es extremadamente injusto. El único modo de que nuestros gobiernos actúen para revertir esta situación es que los ciudadanos nos unamos para exigir unas normas internacionales justas. Pero para conseguir esto son necesarias dos cosas: Contar con gobiernos fuertes y decididos a erradicar la pobreza; y contar con una ciudadanía que respalde las políticas inspiradas en la JUSTICIA y la SOLIDARIDAD.

Estas ocho razones fundamentan el trabajo y la existencia del Partido Por Un Mundo Más Justo, PUM+J. Adjuntamos la canción que "El Canto de El Loco", "La sonrisa de Julia" y otros grupos han hecho para empujar esta campaña, se llama el "Grito de mi generación".
http://www.youtube.com/watch?v=wzbm7pf9bi4

Ese día la voz de todos los asistentes será su voz, la voz de los que no tienen nada, ni siquiera fuerzas para poder gritar.

PAZ Y AMOR para todos, sobre todo para ELLOS...

8 comentarios:

Olga i Carles dijo...

Fantàstico y excelente fin de semana

Aquí en Manresa se celebra Ecoviure.
Durante el sabado y domingo
Nuestros estaremos en la ONG: Vicente Ferrer.
Se celebra en el Palu Firal.
José M. Si te quieres pasar, Carles y yo estaremos solo el domingo, pués el sabado estamos ocupados. Así podríamos conocernos...

Un abrazo.

LorenA dijo...

Guerreros de la luz? asi es como yo me defino, nunca has leido el libro de paulo cohelo con ese nombre?

LorenA dijo...

Wooo.. me encanto el tratado, no sabia ni siquiera que existiera un día especial.

El video es genial! y la cancion tambien.

Ya estuvo no? como dicen, comida si hay, solo falta saberla distribuir, la pobreza es solo un encadenamiento para el mundo.

Rosa Sánchez dijo...

José Mª: ojalá el año que viene el día 17 de octubre no se llame "Día internacional para la erradicación de la pobreza", sino que haya pasado a llamarse: "Día en el que se erradicó la pobreza nacional e internacional".
Ojalá, algún día, como alguien dijo una vez: la pobreza sólo se encuentre en los museos.
Un cordial saludo.

jose maria dijo...

Olga i Carles, este domingo no podrá ser, pero ese día llegará pronto...
Una abraçada,

LorenA, sí, lo he leído. Yo prefiero definirme como un ser vivo que no se cree ni inferior ni superior a cualquier otro ser, ya sea una planta, un insecto, un ave, un pez u otro mamífero. Somos una forma más de vida, la más egoísta de todas, pero estoy seguro de que también somos capaces de utilizar nuestra inteligencia para empezar a revertir la situación en la que vivimos.
LorenA, para distribuir tendremos primero que renunciar a algo, cada uno en diferente medida, pero habrá que hacerlo. Las cosas no tienen vida, pero "valen" más que la VIDA de miles de personas que mueren cada día. Somos seres humanos carentes de humanidad (del diccionario: familiarmente bondad, amor y compasión hacia los otros).

Rosa, si nuestros gobernantes se pusieran de acuerdo para enviar alimentos y medicinas allá donde son necesarios con la misma facilidad que se ponen para enviar tropas y armas a Irak o Afganistán se acabaría pronto con la pobreza.
Mientras en los países del Norte durante el siglo XIX se acabó con la esclavitud como algo "natural", y durante el siglo XX se acabó con la desigualdad de la mujer frente al hombre como algo también "natural"; en los paises del Sur hay que sumarlas al hambre y a la miseria.
Se acabará con esta situación cuando haya una mayoría que lo pida como algo prioritario, TODOS somos responsables.
Saludos cordiales,

PAZ Y AMOR para todos, sobre todo para ELLOS...

Belkis dijo...

Hola José María cuanto tiempo sin verte en el mundo de los blogs. Muy oportuno tu artículo y muy certero el contenido. La erradicación de la pobreza va unida inequívocamente a un desarrollo sostenible que debe aplicarse inmediatamente para mejorar su calidad de vida. Cultura, nutrición o ecología son básicas en la erradicación de la pobreza y desarrollo sostenible.
El desarrollo sostenible debe ser benéfico tanto para la generación de hoy como para las del futuro. De hecho la sustentabilidad no se puede alcanzar si no hay crecimiento económico.
Un fuerte abrazo y una feliz semana para ti!!!!

Guillermo dijo...

Hola amigo

Intentemos cada uno, en nuestro día a día hacer algo para erradicar la pobreza del que tenemos cerca

Un abrazo muy fuerte

Anónimo dijo...

Si confiesas con tu boca que Jesucristo es tu Señor y crees en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salv@.

Romanos 10.