Segundas lecturas...

Releyendo el libro "El monje que vendió su ferrari" de Robin S. SHARMA, encontré unas anotaciones que tomé y que quería compartir con vosotros. De vez en cuando me reencuentro con lecturas que me llegaron muy adentro... para así recordar... Los libros son buenos amigos, estan siempre dispuestos a darte lo mejor que hay en ellos...

  • Todo proceso tiene un porque y toda adversidad nos enseña una lección. He comprendido que el fracaso, sea personal, profesional o incluso espiritual, es necesario para la expansión de la persona. Aporta un crecimiento interior y un sinfín de recompensas psíquicas. Nunca lamentes tu pasado. Acéptalo como el maestro que es.
  • El éxito externo no significa nada a no ser que tengas éxito interno.
  • El destino de cada uno de nosotros depende de las opciones que tomamos.
  • El autocontrol y el cuidado de la propia mente, cuerpo y alma son esenciales para encontrar el yo elevado de cada uno y para vivir la vida de nuestros sueños.
  • El hecho de que tengas un deseo o un sueño significa que posees la capacidad de llevarlo a cabo.
  • En primer lugar, empieza a vivir de tu imaginación, no de tus recuerdos...
  • No hay errores en la vida, solo lecciones. No existe una experiencia negativa, sino sólo oportunidades que hay que aprovechar para avanzar por el camino del autodominio. De la lucha surge la fuerza. Incluso el dolor puede ser un buen maestro.

2 comentarios:

TOROSALVAJE dijo...

Me parecen unas reflexiones muy acertadas.

Saludos.

Alex dijo...

Curiosamente hace poco que leí el libro. Siempre me preguntado quien controla la mente... y creo que es la propia mente.

Saludos.