"Cumbre de Copenhague 2009"




Esta canción de Roberto Carlos se titula "El progreso" y tiene más de treinta años. En estos días en que los gobernantes de muchos de los estados del mundo están reunidos en Copenhague para ponerse de acuerdo en como afrontar el problema del cambio climático me gustaría compartirla con vosotros. Este junto al de la erradicación de la pobreza son los dos grandes problemas que tiene que afrontar la humanidad. Y es que quizás llegue el día en que nuestros hijos no puedan hacer nada porque el desastre ya sea inevitable, entonces ese día no valdrá llorar... tendremos que mirarnos en el espejo y preguntarnos: y yo, ¿qué hice por evitarlo?

Podemos seguir acumulando cosas, consumiendo más y más, distraídos de mil maneras diferentes pero el problema no desaparecerá solo, hay que afrontarlo con absoluta seriedad. El planeta no va a poder resistir por mucho tiempo más el maltrato al que le estamos sometiendo. Incluso es posible que el ser humano, tan solo una más entre los más de veinte millones de especies diferentes de seres vivos que habitan en la Tierra, desapareza si no somos capaces de afrontarlo. Estoy seguro de que la Madre Tierra es inteligente y si llega a la conclusión de que somos un peligro para su propia supervivencia acabará con nosotros y seguirá permitiendo que otros seres que no la atacan sigan habitando en ella. Somos los seres vivos que hemos evolucionado más, los únicos que tenemos la capacidad de incidir en el clima y es nuestra responsabilidad para con nuestros semejantes y las demás especies de seres vivos salvaguar la Tierra -nuestro gran y único hogar- como estoy seguro que hacemos todos con nuestros propios hogares.

¿Qué mejor herencia que dejarles a nuestros hijos que un mundo mejor que el que ahora mismo tenemos?

PAZ Y AMOR para todos, sobre todo para ELLOS...

4 comentarios:

F. J. Zamora dijo...

Querido amigo , que razon tienes, yo lo que hago es que no les dejo herencia a mis hijas , yo se la he dado en vida, les he dado este mundo al que tienen que cuidar, al que si van al bosque no lo deben de manchar, a que aprendad a recicler, a que no consuman mas de lo que deben de consumir, que este tesoro que es mama tierra , se pude romper y que ella estaba aqui antes que nosotros, y que seguira entando incluso despues, asi que la cuiden.
Gracias amigo por este año de sabiduria.
namaste

Rosa Sánchez dijo...

Esta canción me ha encantado desde niña...
La Madre-Tierra es "madre", como bien dices, por lo que no se atrevería a acabar con nosotros, pues una madre siente amor por sus hijos.
Ahora bien, que sepamos apreciarla a ella... eso es agua de otro costal. Pero no seamos pesimistas, tengamos fe y confianza en el porvenir. El mundo actual se encuentra en un cambio de conciencia importante.
Saludos.

Emma dijo...

Estoy de acuerdo con Rosa, me preocupa, claro que sí, pero vivo con alegría educando a todo aquel que tengo cerca para que en todos los gestos que hagan tengan en cuenta si beneficia o perjudica a la sostenibilidad del planeta. No podemos hacer otra cosa... la fuerza para cuidarlo la tenemos cada uno de nosotros, así que, a seguir contagiando. Besos José María, después de tanto tiempo, me alegro de haber vuelto ^^

Roberto dijo...

Me da mucha alegría la creciente sensibilidad hacia los temas ecológicos y urge que todos, especialmente nosotros como cristianos, seamos fieles administradores de lo que tenemos. Hacerlo así requiere evitar exageraciones no científicas y posiciones extremistas que solamente desacreditan el interés auténtico por el medio ambiente.